Viajes y Coronavirus: El porqué de no viajar en el 2020

¡Pero que año este, el 2020! Suena como a frase de año nuevo cuando hacemos el resumen de lo bueno y lo malo que nos deja el año que se va.

Sería normal si estuvieramos en diciembre, pensando en las vacaciones y preparandonos para el verano que se acerca, pero apenas es junio y ya muchos, me incluyo, quieren que se termine este año que no deja de sorprendernos.

No puedo evitar recordar estas clásicas frases que todos o casi todos, alguna vez hemos publicado en redes sociales para fin de año: «2020 sorprendeme», «2020 voy por ti», «este año nadie me detendrá», «página 1 de 365», «año nuevo, vida nueva» y otras frases ya convertidas en todo un clásico de las fiestas.

La que más recuerdo es: «2019 te extrañaré». Ahora déjame preguntarte algo ¿Cuánto extrañas la «normalidad» del año 2019?

Yo respondo primero: ¡Mucho!

Sí, extraño la libertad que tenía para viajar y moverme a voluntad. Por esta fecha el año pasado estaba haciendo autostop por Europa. Estaba en Montenegro, en la bellísima ciudad de Kotor. Ya llevaba casi un año viajando a dedo, con la libertad de hacer y deshacer; a la velocidad de un auto conducido por un rumano o la de un camión albanés.

Tenía la libertad de viajar de un país a otro, de pasar horas callejeando por las ciudades que visitaba y compartir un café o una cerveza con los nuevos amigos viajeros que conocía en cada nuevo lugar en el que paraba. Lo sé, estas cosas no suenan a nada del otro mundo, cosas que cualquiera hace cuando viaja. Sin embargo, estas experiencias para muchos en la actualidad se ven muy lejanas. La situación ha cambiado, el mundo ha cambiado y va a cambiar más.

viajes y coronavirus
Así estaba el año pasado por estas fechas. Se extraña volver a la ruta.

Este 2020 comenzó extraño. Había algo que estaba pasando, algo en el ambiente que se sabía, pero que nadie supo o quería reconocer ni darle la importancia que merecía. Este negacionismo se pudo haber dado por diversas razones: incredulidad, el famoso «a mi no me va a pasar», ver el problema ajeno por la distancia, exceso de confianza o simplemente por falta de conciencia y visión por lo que podía pasar.

¿Cómo podría afectar un virus aparecido en China, a miles de kilómetros de distancia, mi vida y los planes que tengo para este año?

Yo creo que te hiciste esta pregunta o alguna parecida cuando empezaste a ver con mayor frecuencia noticias en TV o en las redes sociales sobre el Coronavirus, COVID-19 o SARS-COV-2, nombres que a esta altura todos reconocemos.

Yo estaba en Bosnia y Herzegovina a finales de diciembre y en Europa algo se hablaba del Coronavirus, pero todo seguía practicamente igual. La vida continuaba normal y el COVID-19 aun no era un problema en el continente, ya que todavía no había contagios.

Si así estaba la situación en Europa, en latinoamérica seguro que no era tema ni para discutir. Todos estaban pensando en salir de vacaciones y disfrutar el verano. Además, ya había suficientes problemas en los que ocuparse relacionados con los movimientos sociales de fines de 2019. El Coronavirus era algo de otro planeta, de China, a miles de kilómetros de distancia.

Pero más temprano que tarde el virus llegó a Europa y en cosa de días se propagó ampliamente a todo el continente provocando miles de contagios y lamentablemente, cientos de personas fallecidas. Se comenzó a tomar el peso a lo que estaba pasando y a tomar medidas que comenzarían a alterar la normalidad de millones de personas en todo el mundo.

A esa altura era cuestión de tiempo para que apareciera algún contagiado de Coronavirus en algun país de América Latina. Así fue que a fines de febrero se detectó el primer caso latinoamericano de COVID-19 en Brasil. Hoy en día los contagios alcanzan a todos los países del continente con lamentables consecuencias.

Desgraciadamente algo que te gusta tanto como a mí, ayudó a propagar el virus por todo el mundo: viajar.

Los viajes han sido considerados como una de las causas de la rápida propagación del Coronavirus a nivel mundial. Sin querer obviamente, viajeros que estaban en Asia y regresaron a Europa, América y sus respectivos países en otras partes del mundo después de sus vacaciones o viajes de trabajo, ayudaron a que esto llegase a todas partes.

La primera gran medida para contener los contagios fue limitar la movilidad. Se cancelaron miles de vuelos en todo el mundo, se cerraron las fronteras de los países de Europa (zona Schengen) con los países vecinos y varias fronteras de los mismos países miembros, EEUU canceló todos los vuelos con Europa, los hoteles y hostales cerraron debido a las medidas sanitarias, se prohibieron los viajes incluso entre ciudades de un mismo país, en fin, se aplicaron una serie de medidas que afectaron seriamente el turismo.

Se cerraron las terrazas, los museos, se cancelaron lunas de miel y se apagaron las luces de ciudades que, hasta antes de la pandemia, eran conocidos como «lugares que nunca duermen». Se paró todo.

viajes y coronavirus 2020
Así estaban las calles de Barcelona cuando pasé a mediados de marzo.

La globalización, el sistema en el que vivimos, se basa a grandes rasgos en la integración a nivel mundial de los países a todo nivel. Este sistema te permite comprar un par de zapatillas o el último telefono del mercado con tan solo un par de clicks, sin importar el país o el lugar geográfico. Es tanta la integración que un problema de la magnitud del Coronavirus, aparecido en China, tarde o temprano también afectaría la vida de los que vivimos al otro lado del mundo.

Estamos finalizando junio y el COVID-19 no da tregua en Latinoamérica. La situación tampoco parece mejorar con el invierno, por el contrario. En Europa estan disfrutando del verano bajo fuertes medidas sanitarias y con el miedo latente de un nuevo brote. La «nueva normalidad» se instaló a la fuerza y llegó para quedarse.

Bajo este escenario aun hay gente que esta pensando en viajar este año 2020. Son muchos los que estan atentos a las ofertas en vuelos y a los avisos de las inmejorables condiciones que varias ciudades estan ofreciendo a los turistas para tratar de salvar en parte la temporada.

Mi visión al respecto es clara. Si tienes pensado viajar a un lugar libre de contagios y seguro, adelante sigue cotizando. En esta línea el único país que se ha declarado libre y con la pandemia controlada es Nueva Zelanda, sin embargo tienen sus fronteras cerradas , puesto que no quieren importar nuevos contagios.

Ahora bien, si estas pensando en viajar a Europa para pasar el verano y solo por aprovechar los descuentos, te recomendaría que lo dejes para el proximo año. No viajes en lo que queda de este año 2020.

Por qué no viajar este año 2020


Mis razones son las siguientes:

  • Cuida tu salud: que más importante que tu cuerpo y tu salud. Preocupate de pasar estos meses de cuarentena sano y salvo y asegurate de que tu familia también lo haga. No vale la pena exponerse a contraer el virus y poner en riesgo a la familia, por ahorrarse unos pesos.
  • Cuida tu trabajo: si tienes la fortuna de estar trabajando o tienes la ventaja de hacerlo on line, pues cuidalo. Hay mucha gente que ha perdido su empleo de la noche a la mañana, viendo muy afectada su calidad de vida y sus familias.
  • No es el mejor momento para hacer turismo: por muchas ofertas y garantias que te ofrezcan, la verdad es que las condiciones para hacer turismo no son las mejores. Encontrarás restricciones para pasear por las ciudades, visitar museos, ir a la playa, viajar entre un país y otro, restricciones al volar e incluso limitaciones para salir de fiesta y conocer otros viajeros. Claramente no es el ambiente ideal para viajar. A esto sumale el riesgo de contagio.
  • El Coronavirus todavía sigue activo: en Europa las cosas han mejorado, pero eso no significa que el Coronavirus se haya ido o este todo bajo control. En mi visión, la vuelta a la «normalidad» que vemos en Europa fue impulsada por la llegada del verano, temporada muy importante para los europeos, ya que es la que más se espera en sus fríos países. Si miras la realidad local, Latinoamérica, la cosa no ha mejorado y en Europa todavía se siguen encontrando contagios.

Las buenas temperaturas durarán a más tardar hasta Septiembre y después viene el invierno acarreando las condiciones extremas que todos conocemos. Europa es un continente en el que hace mucho frío y te lo digo con experiencia, ya que pasé 4 inviernos por allá, dos en Alemania, uno en Albania y el otro viajando. De hecho, le di la bienvenida a este año 2020 con -12° en Sarajevo, sin duda el año nuevo más frío que he pasado.

Por cierto, ya se están preparando para un nuevo brote que se espera al finalizar el verano y del que aun no se puede establecer su magnitud.

viajar y coronavirus 2020
Esta imagen del aeropuerto de Barcelona vacío, no esta lejos de repetirse.

Mi viaje por Europa terminó a causa del Coronavirus, ya que decidí volver a Chile para pasar la crisis con mi familia, a quienes no veía desde hace 4 años cuando comencé el viaje. Desde el 24 de marzo, fecha en la que llegue, no he salido de casa. Casi 3 meses en los que he ido un par de veces a la feria y al supermercado, pero nada más. A veces creo que sigo afuera, ya que no he podido ver como ha cambiado la ciudad o salir a caminar. Es como estar en una burbuja.

Al igual que mi viaje, tal vez el tuyo también se vió afectado. Puede ser que estabas viajando y te tuviste que devolver, quedaste varado en algún lugar o bien tus planes para este año sencillamente no llegaron a concretarse. Entiendo cada uno de estos casos, pero hoy creo que lo más importante es pensar en lo colectivo y no tan solo en lo que queremos nosotros, en lo individual.

Te pregunto de corazón, ¿de verdad vale la pena seguir pensando en viajar con todo lo que esta pasando a tu alrededor?

Yo creo que no. Espero tu respuesta en los comentarios.

Cuídate, cuida a tu familia y amigos para que también cuiden al resto y podamos salir de esto lo más pronto posible. Ya vendrán tiempos mejores para volver a la ruta y descubrir el mundo por nuestra cuenta, ya que los viajes y el Coronavirus no son nuestros mejores amigos en este 2020.

Un abrazo viajero.

Pato | En Modo Viajero

Dale click a la imagen y descubre que hay de nuevo en mi tienda viajera

¡Comparte este post!

¡Suscríbete para recibir más inspiración viajera!




(*)

Responsable de los datos » Patricio Repol (el viajero).
Finalidad » Enviarte mi newsletter con los últimos post, novedades e información práctica relacionada con la temática del blog.
Legitimación » Tu consentimiento.
Destinatarios » Los datos que me facilitas se guardarán en los servidores de Mailrelay. Ver política de privacidad de Mailrelay
Derechos » Puedes ejercer tus derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos en patricio@enmodoviajero.cl
Más Información » Puedes ver más información en mi Política de Privacidad.


Deja una respuesta

Responsable de los datos » Patricio Repol (el viajero).
Finalidad » Gestionar los comentarios.
Legitimación » Tu consentimiento.
Destinatarios » Los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Cpanelhost (proveedor de hosting de En Modo Viajero).
Derechos » Puedes ejercer tus derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos en patricio@enmodoviajero.cl.
Más Información » Puedes ver más información en mi Política de Privacidad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *