Autostop por Suiza, Austria y Eslovenia | Resumen de un año a dedo II PARTE

Después de Alemania, la siguiente ruta en el viaje marcaba que tenía que hacer autostop por Suiza, Austria y Eslovenia, ya que el destino final era Liubliana (capital de Eslovenia), desde donde iba a tomar un bus hasta Pula en Croacia, ya que estaba un poco justo con el tiempo y necesitaba llegar ahí para comenzar con un voluntariado que había conseguido.

Tenía unos amigos viviendo en Constanza asi que me quede casi una semana en esta linda ciudad junto al lago Constanza compartiendo con ellos y preparando los pasos siguientes del viaje.

Hasta que llegó el día para volver a la ruta nuevamente.

Inicio del viaje Constanza – Liubliana


Si bien mis amigos vivián en Constanza (Alemania), el viaje comenzó en Suiza.

Constanza es una «ciudad fronteriza» que tiene como vecina a la ciudad de Kreuzlingen en el lado suizo.

«Ciudad fronteriza» es solo un decir, ya que no hay control fronterizo entre estos dos países por pertenecer a la zona Schengen, zona de libre tránsito.

Puedes cruzar de la zona alemana a la suiza caminando y viceversa. Solo hay un pequeño cartel que indica que has cruzado de un país a otro, pero nada más. Muy práctico para viajar.

El objetivo del viaje era unir Constanza y Liubliana en un día. Un objetivo bastante ambicioso considerando los más de 600 Km a recorrer.

Una de las cosas que tampoco jugaban a favor de un viaje rápido, era que no había una ruta directa para llegar a Liubliana. Bueno tal vez si había una, pero que no quise tomar.

Acá puedes ver los países que integran y los requisitos para viajar al Espacio Schengen.

Esta ruta significaba ir de Constanza a Meersburg para luego seguir a Munich, Salzburgo y desde ahí a Liubliana. En el mapa era la ruta más lógica, pero no quise pagar el ferry para cruzar el lago Constanza, además que temí quedar parado en Munich sin poder salir facilmente hacia Austria. Por esto finalmente decidí salir por Suiza.

Además quería ver un poco del maravilloso paisaje austriaco y sus montañas.

Con todo eso en mente salí bien temprano, crucé la «frontera» y comencé con el viaje.

autostop suiza austria
Los bellos paisaje del lago Constanza.

Caminé como 5 km antes de encontrar un buen lugar para pedir ride. Al llegar, me paré con un cartel indicando donde quería ir: «Austria».

Media hora después paró una camioneta con una chica, de copiloto una niña y atrás una niña más pequeña. Las miré un poco extrañado y les pregunté si iban para Austria. Respondieron que si, que pusiera la mochila en la maleta y que subiera rápido.

Era una familia alemana que iban a ver a unos familiares en Austria, en una ciudad justo después de la frontera suiza.

Nos fuimos conversando en alemán. Bueno, lo fui intentando y creo que lo hice bien.

Tan buena fue la conversación que ella pasó de largo y olvidó doblar donde tenía que hacerlo, lo cual para mi suerte fue bastante bueno, ya que me dejó más adelante de lo que en un principio habiamos conversado. No tuvo problema con esto, Sonja y sus hijas (la familia alemana) se portaron muy bien y fueron muy amables.

Al despedirnos les dí unas postales en agradecimiento. Un par de días después recibí un mensaje y una linda foto. Sonja había hecho una linda pintura de la postal que le había dado. Me sentí muy agradecido por saber de ellas y por saber que mis fotografías les habían gustado.

Luego el viaje se volvió más lento. Unas chicas me llevaron hasta el pueblo de Bürs, lugar en el que costó conseguir otro ride, ya que no había un camino con buen tráfico para tomar la carretera. Después de unas horas una señora me llevó hasta una aislada gasolinera junto a la carretera principal. En ese lugar seguí haciendo dedo esperando llegar al menos hasta Innsbruck, aunque lo veía dificil, ya que estaba oscureciendo y no pasaban muchos autos.

Despúes de 30 minutos pararon unos hermanos que iban a una ciudad cercana a Innsbruck y que se ofrecieron a dejarme en una gasolinera que conocían donde podía seguir intentandolo. Eran de Austria y vivian muy cerca de Suiza y Liechtenstein, por lo cual tenían un acento muy fuerte y aunque nos fuimos hablando en alemán, me costó entenderles.

El viaje iba bien hasta que llegamos al tunnel Tuvimos un poco de mala suerte, ya que el túnel de Arlberg estaba cerrado y no se podía pasar Los chicos estaban apurados así que dieron media vuelta y tomaron una ruta alternativa en media de las montañas. Hubiera sido perfecto durante el día para ver el paisaje, pero ya estaba oscuro y no se veía mucho. Al ritmo de la música » Psy trance» se fueron manejando muy rápido por los caminos llenos de curvas de las montañas austriacas. Tengo que reconocer que me asusté un par de veces, pero por suerte nada pasó.

El tunel Arlberg es el segundo más largo de Europa y cuando fue inaugurado (1978) fue el más largo del mundo de su tipo.

Al llegar a la gasolinera ya eran pasada las 9 de la noche y no hubo opción de conseguir otro auto asi que decidí pasar la noche ahí. Para mi suerte había un pequeño parque con un par de lugares con mesas y techo (lo más importante) donde tiré el saco y pude dormir.

El día siguiente fue muy lento. Por la mañana, bien temprano, volví a la ruta, pero tuve que esperar un par de horas antes de que alguien parara. El chico que paró fue muy buena onda y hasta me dió algunas monedas para comprar comida. El lugar en el que me dejó, sin embargo, no fue para nada conveniente. Era una gran zona de descanzo para camiones, con gasolinera y restaurant. Se veía bien, pero tuve que esperar más de 4 horas hasta que alguien finalmente paró.

Era un tipo de Innsbruck que iba a Salzburg a visitar a unos amigos. Nos fuimos conversando en alemán (a esa altura ya estaba acostumbrado), en muy buena onda.

Acá puedes ver el detalle completo de mi viaje de un año haciendo autostop por Europa.

Me dejó en una zona de descanso para camiones, justo después de la aduana entre Alemania y Austria, en las afueras de Salzburg.

En ese lugar le pregunté a cada camionero que estaba si viajaba en dirección al sur, hacia Eslovenia, pero no tuve suerte.

Cuando ya estaba oscureciendo y un poco resignado, finalmente una persona que iba saliendo de la gasolinera vío el cartel que decía «Villach» y se ofreció a llevarme. Al subirme, el chofer vió el otro cartel que tenía con el nombre de «Liubliana» y para mi grata sorpresa, dijo que pasaba por ahí y que podía acompañarlo. No lo podía creer, eran más de 200 km ¡los últimos! para terminar el viaje.

El señor era un croata que trabajaba en Munich, pero que iba de vuelta a Croacia a ver a su familia que vivia cerca de Zagreb. Hablaba alemán así que también me fui hablando alemán con él. Era muy buena onda.

Después de un par de horas de viaje, llegamos a Liubliana. El señor me dejó en una gasolinera junto a la carretera, a unos 4 km de distancia del centro de la capital eslovena. El siguió su camino a Croacia.

No conseguí otro ride asi que tuve que pasar la noche ahí.

Este descuento viajero puede ayudarte en tu próximo viaje. Registrate y recibe 25 euros de crédito en Airbnb.

A la mañana siguiente, después de un par de horas, conseguí que alguien me llevase del otro lado de la carretera para caminar hacia el centro. No fue fácil, ya que la mayoría de los autos no iban en esa dirección.

Cuando pude cruzar, caminé feliz por la bella, limpia y verde Liubliana, hasta la estación de autobuses para comprar el ticket hasta Pula.

Asi termianaba mi viaje a dedo, el cual había comenzado dos días antes en Constanza. Fue un largo viaje, pero lo había logrado y eso era lo más importante.

Resumen del viaje a dedo por Suiza – Austria y Eslovenia


  • Distancia recorrida: 674 km aprox.
  • Número de autos: 7 con conductores de Alemania, Austria y Croacia.
  • Tiempo promedio de espera: 2.5 horas
  • Tiempo de viaje: viaje completado en dos días

Mapa del viaje


Consejos para viajar haciendo autostop por Suiza – Austria y Eslovenia


Estos son algunos consejos que te puedo entregar de mi experiencia haciendo dedo por Suiza, Austria y Eslovenia.

  • Sal lo más temprano que puedas: mientras más temprano estés en la ruta, más temprano llegarás a destino.
  • ¿Cuál es el lugar ideal para hacer dedo? Ocupa Hitchwiki para buscar referencias de otros viajeros que ya hayan hecho la ruta que quieres hacer. Siempre la ocupo.
  • Revisa con antelación aquellos lugares donde podrías pasar la noche: gasolineras, zonas de descanso para camiones, hospitales, estaciones de autobuses o trenes pueden ser una alternativa para pasar la noche si es que no alcanzas a llegar a destino o a alguna ciudad donde conseguir alojamiento. Revisa en el mapa donde encontrarlas para tenerlas en mente en caso de necesitar un lugar para dormir.
  • Qué idioma hablar: En Austria y en Suiza se habla alemán, por lo cual seria ideal si sabes algo del idioma, de lo contrario seguro que podrás hablar inglés, ya que la gente también habla muy bien inglés.
  • LLeva ropa abrigada: en esta parte de Europa, principalmente Austria donde pasé la noche, es una zona montañosa donde la temperatura suele disminuir bastante por la noche, por lo cual lleva algo abrigado para que no pases frío. Yo tenía un saco de dormir con el que no tuve problemas.
  • Ocupa carteles: siempre los uso, ya que me sirven para orientar al conductor.
  • Sal de la zona urbana y evita el tráfico local: desde Constanza caminé hasta un lugar en el que estaba seguro que pasarían autos con dirección a Austria y no permanecerían en la zona. Después, evité entrar a las ciudades, como Innsbruck o Salzburgo, ya que sabía que después iba a ser difícil conseguir otro ride o tendría que pagar para salir del área urbana.
  • Conversa con las personas que te levantan: aunque no sepas el idioma, trata de entablar algún tipo de comunicación o diálogo. A la gente le gusta oir historias de viaje o conocer de otras realidades.
  • Usa aplicaciones prácticas para viajar: Maps.me y el traductor de google, pueden ser de gran ayuda durante el viaje.
  • ¡Sonríe! Una gran sonrisa es la mejor presentación que puedes tener. Aunque estés cansado o con sueño, no dejes de sonreír.

Esta es la segunda parte del resumen de mi viaje de un año haciendo autostop por Europa. Dale click al enlace para que veas el resto de esta gran aventura.

Ayúdame a compartir esta información, si consideras que puede servir a otros viajeros que quieran viajar haciendo autostop por Europa. ¡Muchas gracias!

¡Nos vemos en la ruta!

Pato | En Modo Viajero


Booking.com

¿Tienes dudas para organizar tu próximo viaje?

Esta guía para organizar un viaje a la medida y viajar barato te ayudará a resolver todas tus inquietudes.

 

¡Compartir es viajar!

¡Suscríbete para recibir más historias de viaje!




(*)

Responsable de los datos » Patricio Repol (el viajero).
Finalidad » Enviarte mi newsletter con los últimos post, novedades e información práctica relacionada con la temática del blog.
Legitimación » Tu consentimiento.
Destinatarios » Los datos que me facilitas se guardarán en los servidores de Mailrelay. Ver política de privacidad de Mailrelay
Derechos » Puedes ejercer tus derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos en patricio@enmodoviajero.cl
Más Información » Puedes ver más información en mi Política de Privacidad.


Deja un comentario

Responsable de los datos » Patricio Repol (el viajero).
Finalidad » Gestionar los comentarios.
Legitimación » Tu consentimiento.
Destinatarios » Los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Cpanelhost (proveedor de hosting de En Modo Viajero).
Derechos » Puedes ejercer tus derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos en patricio@enmodoviajero.cl.
Más Información » Puedes ver más información en mi Política de Privacidad.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *